Tres poemas por mi ausencia.

XXVII

En que continente estaras en este precíso momento,porque sé que dormído pensabas en mi. ¿Has ido a Paris en estos dias? Siempre quise conocer Paris en otoño,con hojas de colores cálidos volando por la ciudad, metiendose en las fuentes y en los jardínes de las ancianas.

I

Él bebe mis lágrimas,

literalmente èl bebe mis lágrimas.

Él es la tormenta oscura detras de mis ojos, escondido en algún lugar de mi mente.

Nosé cómo sacarlo, porque él bebe mis lágrimas y vuelve a entrar.

Alborota todos mis sentidos, él es el viento de agosto dentro de mi cuerpo.

Él bebe mis lágrimas,

literalmente él bebe mis lágrimas.

Monte Shasta.

minímo

movimientos contados

pensamientos apretados en una cabeza a punto de estallar

confetti brillante

al parecer,

todo me eleva hoy,

cómo si el Monte Shasta hubiese crecido justo debajo de mis piés

y la altura no me asusta ya

y puedo verlo todo,

contigo a mi lado,

guiando mis pasos,

siempre.

Todos los textos por Ika Romanov 2017 ©

Anuncios

Fin del dilema.

A menudo sueño con escaleras.

Tantas escaleras como destinos podes elegir.

Escaleras para subir o para bajar.

Pero tengo un dilema:

yo estoy

abajo…

Nosé si debo subir o esperar a que alguien baje.

Anoche, en mi sueños, para tratar de solucionar el dilema, decidí subir.

Cuando estaba a la mitad de la escalera, me topé con Él, que intentaba bajar.

Me sorprendí al principio, pero luego recordé que Él siempre esta en mis sueños…

-¿Baja usted?- pregunté

-Solo si es con usted- contesto.

Ika Romanov2015 ©

Ruzica.

By Maca Gómez

Mujer roja sentada en la delgada linea del del Trópico de Cáncer.

Se mece y su falda provoca cálida brisa.

Enseñame bonita cuales son las contelaciónes que enredan tus cabellos.

Dime con tus ojos de cielo lo que no puedes decir con tu cohibida garganta.

Llevame con tu genial creador y tal vez, sólo tal vez, él me ayude a comprender el porque de tanta oscuridad.

Ika Romanov2017 ©

Ilustración: Maca Gómez

Cristina Peri Rossi

Proyectos
Podríamos hacer un niño 
y llevarlo al zoo los domingos.

Podríamos esperarlo

a la salida del colegio.

Él iría descubriendo

en la procesión de nubes

toda la prehistoria.

Podríamos cumplir con él los años.

Pero no me gustaría que al llegar a la pubertad

un fascista de mierda le pegara un tiro.

No quisiera que lloviera

te lo juro

que lloviera en esta ciudad

sin ti

y escuchar los ruidos del agua

al bajar

y pensar que allí donde estás viviendo

sin mí

llueve sobre la misma ciudad

Quizás tengas el cabello mojado

el teléfono a mano

que no usas

para llamarme

para decirme

esta noche te amo

me inundan los recuerdos de ti

discúlpame,

la literatura me mató

pero te le parecías tanto.

Cristina Peri Rossi /Condición de mujer


Cristina Peri Rossi (Montevideo, Uruguay,12 de noviembre de 1941) es unaescritora, traductora y activista políticauruguaya exiliada en España desde 1972 y residente en Barcelona, donde ha desarrollado la mayor parte de su carrera literaria

Días de montaña.

¿Subir o  quedarme al pie de la montaña? 

¿Reencontrar mi lado sagrado o quedarme sentada con toda mi humanidad mirando la TV?

Unificar, vivir en la simpleza de honrar a mi Padre.

Ser digna de todo lo que soy, de todo mi poder.

                                 VS

Esperar a que alguien me rescate de este pozo de miedos en el que me sepulté.

Seguir pensando que mi mundo es un desastre y que jamás va a cambiar.

Podría estar todo el día escribiendo contraposiciónes de mi mente en proceso de desintoxicación…

Una vez más:

¿subir o quedarme?

Definitivamente subir, para después, bajar a ayudar…


Ika Romanov 2017©

Moradores.


La lluvia incrementa los sentidos de las personas.
Hace un rato pensaba en vos, mientras millones de gotitas caían sobre esta patria, tan ajena para mi.

Pienso, que el problema está acá, fisicamente hablando, pero ¿qué pasaría si el problema fuese yo? ¿que pasaría si yo me sintiera ajena no sólo a esta patria, ni a este continente, sino a la tierra toda?

Es decir, si realmente me diera igual estar en un punto u otro del planeta, si no sintiera como propio ningún sitio, ¿dónde residiría? ¿en que lugar viviría? 

Este cuestionamiento me lleva a algo que pensé de niña: cuando tenía 7 años mi abuelo murió, yo me encontraba muy afligida, ansiosa porque según lo que me habían dicho, no lo vería nunca más, el un momento uno de mis hermanos ( no recuerdo cuál) me consoló diciéndome que el abuelo viviría siempre en nuestro interior. Mi literalidad infantil me llevo a imaginarme a mi abuelo entrando a una casa dentro de mi, de mis tripas!! Suena algo loco ahora pero en ese momento fue absolutamente tranquilizador. 

Y todo esto me lleva a reflexionar sobre ¿que pasaría si realmente nuestro lugar de residencia, nuestra casa, fuese dentro (inside) de los otros, e incluso, dentro de nosotros mismos? 

Imaginá que día a día vamos construyendo nuestro hogar y el espacio de tiempo en que habitemos ese hogar, este directamente asociado a cuanto empeño y dedicación le dedicamos al edificar . 

Termino convenciendome, somos puntitos en este Universo, moramos en todas las cosas y todas las cosas moran en nosotros…

Tenemos un complejo habitacional dentro nuestro, con cientos de inquilinos. Algunos viven allí desde hace cuestión de dias, otros estan de viaje, hay unas pocas que viven ahi desde hace miles de años… 

Y así será, unas llegando, otras partiendo y solo algunas pocas jurando jamas mudarse porque realmente aman ese lugar. 


Ika Romanov 2016©


Aterrizando.

Te siento venir hacia mi.

Ya no voy a correr, quiero que te acerques.

Tengo que poder mirarte a los ojos y entender porqué estamos acá.


Ika Romanov 2017©

Por elección.

Sentir que pensas en mi más de lo que creo, mirar el cielo y no poder contener las lágrimas que caen, felicidad.Sentir que estás allá, en tu rincón pensando en mí, aunque no tengas ni idea de porque.

Sentir, sentirte totalmente cercano una vez más, pero esta vez algo es diferente, sos vos en tu totalidad, aceptado y aceptandome, así sin más…

Te agradezco por ello, por despertar y despertarme. Por ser quien está en el camino siempre y no por azar, sino que por elección.

Ika Romanov© 

Simplemente.


Amor y perdón. Todo lo que necesitamos, todo lo que somos.
Sé que del otro lado no hay temor. Sólo hay temor en el corazón del que no quiere ver.

Dejate llevar, soltaré, fluí. El futuro aún no llega y tenemos, un perfecto presente.

Ika Romanov 2017©

Él


Siguen sin poder jugar los niños perdidos. Sigo sin poder perderme en esta inmensidad de espacio que hay entre mi voz y su viento.
Siempre presente, más que nunca ausente.

Aprender a convivir con la idea de él, acostumbrarme a su azul ausencia.

Necesitarlo, gritarlo y sólo recibir a cambio el eco de un si#.

El viento, la piedra, la música, la ausencia, la necesidad y la espera, todo eso es él.

Ika Romanov 2016©